EVTV
Destacados

Al menos 21 muertos dejó el huracán Ian en Florida

El paso del huracán Ian por Florida ha dejado al menos 21 muertos, un sendero de destrucción, en especial en el suroeste y centro de Florida, donde hay unos de 1.9 millones de hogares sin servicio eléctrico, mientras miles continúan atrapados en sus domicilios inundados de agua y algunas carreteras están intransitables.

«Nos aplastó», confesó al programa «Good Morning America» de la cadena ABC el alguacil del condado Lee, Carmine Marceno, quien adelantó que las muertes se contarán por «centenares», una aseveración que luego fue matizada por el gobernador de Florida, Ron DeSantis, que se refirió a los posibles decesos.

DeSantis, en una conferencia de prensa ofrecida en Tallahassee, la capital del estado, la noche del jueves, dijo que se esperan víctimas mortales, pero aclaró que llevará algunos días ofrecer cifras oficiales de fallecidos.

«Relativamente pronto confirmaremos cifras», indicó, tras aclarar que una de las razones por las que no se dan datos oficiales de muertes es porque no hay todavía acceso a centros sanitarios, algunos completamente inundados.

El último recuento de NBC News, situaba las muertes relacionadas a la tormenta en al menos 21. Según el periódico Tampa Bay Times, también al menos 21 personas han perdido la vida como consecuencia del ciclón.

En el condado de Charlotte, donde se sitúa la localidad de Punta Gorda, se produjeron «al menos ocho o nueve muertes», dijo CNN, citando a un funcionario local, el comisionado Joseph Tiseo.

También «se cree» que unas cinco personas murieron en el condado de Lee, contiguo a Charlotte y donde se encuentra Fort Myers, donde al parecer por las imágenes ocurrieron las mayores inundaciones y pérdidas de viviendas.

Una de esas posibles víctimas es un hombre de 72 años de la localidad de Deltona, al noreste de Orlando, quien pereció la madrugada de este jueves tras caer a un canal mientras vaciaba su piscina en medio de la intensa lluvia, según informó la Policía del condado de Volusia, en el centro de Florida.

En el condado Lee, donde se asienta Fort Myers y la zona del impacto de Ian, las carreteras y los puentes seguían intransitables, manteniendo a miles de personas atrapadas en sus domicilios y, los que no han perdido la conexión, pedían ayuda al teléfono de emergencia 911, algunas de las cuales están siendo rescatadas con helicópteros.

La carretera elevada que conecta Fort Myers con la isla de Sanibel, hogar de más de 6,000 personas, quedó partida en dos y con varios tramos destrozados a causa del impacto de Ian, que el jueves se degradó a tormenta tropical para volver posteriormente a categoría de huracán amenazando a los estados de Georgia y ambas Carolinas.

Entre las infraestructuras impactadas figura el aeropuerto de Sarasota, que el jueves permanecía cerrado y no estará operativo hasta la tarde de viernes o el sábado, luego de que el viento y las intensas lluvias destrozaran un tejado en una de sus terminales, según informó su director ejecutivo, Rick Piccolo, al canal local FOX 13.

Nota completa en TELEMUNDO 51