EVTV
Destacados

Colombia rechaza participación de Maduro en la CELAC

Este fin de semana se realizó en México la sexta cumbre de la Celac a la que Nicolás Maduro se apareció sorpresivamente. Durante el encuentro, el presidente de Paraguay Marito Abdo, rechazó la presencia del dictador y aseguró que a pesar de su presencia en la reunión, no lo reconocía como presidente de Venezuela, hecho que enfureció al líder de la dictadura venezolana y le solicitó un debate sobre democracias en «Venezuela o Paraguay».

El Gobierno de Colombia, rechazó la asistencia del dictador venezolano y afirmó que la región no puede tolerar la existencia de regímenes autocráticos en territorios vecinos».

Aquí el comunicado completo.

Bogotá, 18 de septiembre de 2021

El Gobierno de Colombia, al igual que otros países que han desconocido el poder de facto que ejerce Nicolás Maduro en Venezuela como resultado de la elección presidencial del 20 de mayo de 2018, viciada por la ausencia de garantías a la oposición y por el fraude; expresa su rechazo a la participación del mismo en la VI Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno de la CELAC.

El régimen de Nicolás Maduro se ha apartado de los principios democráticos, el respeto de las libertades ciudadanas y observancia de los derechos humanos a sus ciudadanos, desconociendo además, la grave crisis humanitaria en la que se encuentra el pueblo venezolano.

Colombia fiel a su tradición democrática y convencido de la vigencia de la Carta Democrática Interamericana, no puede mantenerse en silencio ante las arbitrariedades y excesos de una dictadura en el continente en pleno siglo XXI.

El Gobierno de Colombia ha demostrado su solidaridad con el pueblo venezolano, condenando vehementemente la opresión a la que se ha visto sometido por parte de la dictadura. Es por ello que, apoyamos todos los esfuerzos necesarios que conduzcan al pronto retorno a la democracia, a través de unas elecciones libres y transparentes que convoquen a todos los venezolanos y sectores políticos, para que sean ellos mismos quienes forjen el futuro de su nación.

Reconocemos la necesidad de la integración regional y, por ello, valoramos el papel de la CELAC para consolidar la paz y el desarrollo económico mediante la generación de empleos de calidad que contribuyan a cerrar la brecha social, corregir las profundas desigualdades y alcanzar pronto el bienestar social que anhelan los pueblos de nuestra región de América Latina y el Caribe.

En este empeño, Colombia ha acompañado a México en su calidad de Presidente Pro Tempore de la CELAC, en una agenda encaminada a contrarrestar el impacto de la pandemia por el COVID-19, a lograr la construcción de capacidades para la producción de vacunas, la seguridad alimentaria y la reactivación económica y social, inclusiva y sostenible, y ha solicitado a la CAF y al BID desarrollar propuestas de financiación que prioricen el desarrollo económico y social de América Latina y el Caribe.

Reafirmamos nuestra defensa irrestricta de la democracia. La región no puede tolerar la existencia de regímenes autocráticos en territorios vecinos que pueden llegar incluso a amenazar la soberanía territorial, por su connivencia con la corrupción, el narcotráfico y el crimen organizado.