EVTV
Destacados

ESPECIAL| La Libertad de Prensa en Venezuela se traduce en oscuridad e indignación

El 3 de mayo se conmemora el Día Mundial de la Libertad de Prensa, gracias a la iniciativa en 1933 de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) y países miembros de la Unesco, con la idea de “fomentar la libertad de prensa en el mundo al reconocer que una prensa libre, pluralista e independiente es un componente esencial de toda sociedad democrática”. 

Sin embargo, la celebración en Venezuela se ve opacada por la crisis y el hostigamiento contra los medios de comunicación y sus trabajadores, censura, miedo y sobre todo, la falta de libertades.

Este lunes, el Colegio Nacional de Periodistas (CNP) sentenció, en sus redes sociales, que “Venezuela se encuentra en su momento más oscuro”, alegando que “nunca antes en la historia de la prensa venezolana, esta se ha visto tan invisibilizada, tan constreñida, tan golpeada como ahora”.

Asimismo, el CNP expresó que en un año, 24 medios cerraron por intervención del Estado, sumado a esto, centenas de ellos dejaron de existir y otros están a punto de hacerlo, “lo que ha reducido el ecosistema informativo del país a prácticamente nada en comparación a 1999”.

Aunque las redes sociales son la alternativa para muchos, el tema del internet y los datos móviles en el país, es otro factor que sumerge a la población venezolana en un estanque de desinformación.

En cuanto a los medios de radioeléctricos, también se han visto en las manos del régimen de Nicolás Maduro, puesto que en el último año, se conoce que al menos ocho emisoras han tenido que cerrar, según el SIP.

"El informe presentado por la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, se señaló que solo en enero se ejecutaron al menos tres operaciones de registro e incautación de sedes de medios de comunicación", comunicado del CNP.

Y en lo que respecta a los canales de televisión de señal abierta, tanto nacionales como regionales, “existe una fuerte censura impartida desde la cúpula del régimen, lo que se ha traducido, en el último año, en el despido de periodistas”.

HOSTIGAMIENTO CONTRA LA PRENSA HA SIDO DENUNCIADA POR LA COMUNIDAD INTERNACIONAL

A comienzos de este año, instituciones internacionales denunciaron los actos de hostigamiento contra la prensa venezolana.  Amnistía Internacional, Comisión Internacional de Juristas, Human Rights Watch, Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA) fueron alguna de ellas.

En su respectivos informes, estos organismos, indicaron que dichas acciones contra los medios venezolanos “atentan contra la importante contribución para darle visibilidad a la violaciones de derechos humanos cometidas por las autoridades venezolanas”.

Con esto, develaron como “Efecto Cocuyo, la cadena de radios comunitarias Fe y Alegría, así como el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, VPI TV y el diario Panorama, entre otros medios de comunicación, se convirtieron en el blanco de campañas estigmatizantes y operativos de fiscalización por parte de las autoridades que responden a Nicolás Maduro”.

PROVEA - Durante los primeros ocho meses del estado de alarma declarado por la pandemia han sido detenidos 6 periodistas y trabajadores de medios de comunicación en Venezuela.

En este punto, es importante destacar que el régimen sino cumple con su objetivo de clausurar el medio, tras bloqueos con CANTV, visitas de sus funcionarios del “sistema de seguridad”, lo sigue tratando bajo amenazas como el caso más reciente, EL NACIONAL.

Según las intenciones del régimen, el diario tendría que pagar una suma de más de 13 millones de dólares por demandas del segundo del chavismo, Diosdado Cabello, quien todos los miércoles en su programa “CON EL MAZO DANDO” se encarga de criticar y de socavar a cualquier periodista, ente gubernamental, medio o persona que arremeta contra lo que él llama “gobierno de paz, en referencia al régimen de Venezuela”.

"Las autoridades tienen la responsabilidad de prevenir estos hostigamientos y ataques, y abstenerse de alentarlos o realizarlos. La ocurrencia y recurrencia de este tipo de actuaciones, como la persecución en contra de defensores y periodistas, su detención ilegal o arbitraria, así como la eventual criminalización de la cooperación internacional que promueve la promoción y defensa de derechos humanos, incluida la libertad de expresión, podrían conducir a que se cometan otras graves violaciones de derechos humanos, incluyendo eventuales crímenes de derecho internacional".

965 VIOLACIONES DEL DERECHO A LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN EN VENEZUELA

Dentro de este orden de ideas, Espacio Público, en su informe de 2020 llamado “Situación del Derecho a la Libertad de Expresión e Información”, indicó que se contabilizaron, al menos, 390 casos y 965 violaciones del derecho a la libertad de expresión en Venezuela. Siendo así, el tercer año con mayor cantidad en su informe de casos en 19 años de monitoreo.

¿Qué destacan en su informe?

Intimidación y detenciones arbitrarias

Con 965 denuncias de violaciones, 2020 solo es superado por 2017 y 2019 en cuanto a total de violaciones registradas. De igual forma, los actos de intimidación fueron los más comunes entre las 965 violaciones registradas en 2020 por Espacio Público, con al menos 356 de ese tipo (36,89 % del total).

Ejemplos de ellos fueron negativas a acceder a edificios públicos o espacios como bombas de gasolina, restricciones a la libertad de desplazamiento, amenazas de funcionarios de aplicar sanciones a través de organismos gubernamentales, espionaje o seguimiento de periodistas, entre otros.

32% de las víctimas de detenciones arbitrarias son particulares, 30% son periodistas o reporteros, 14% son trabajadores públicos, 9% son reporteros gráficos, 5% son conductores, 5% son trabajadores de la salud, 3% son camarógrafos y 2% miembros de Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

Censura, cierre y victimarios

La censura y las restricciones administrativas también estuvieron presentes a lo largo de 2020, representando 19% y 13,5% del total de violaciones registradas y destacando, entre otros casos, el cierre de espacios informativos o medios de comunicación y la confiscación o eliminación de material periodístico por parte de las autoridades.

Así, durante el año fueron cerradas 18 emisoras radiales, cuatro medios impresos y dos medios digitales en procedimientos encabezados, principalmente, por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) junto con cuerpos de seguridad del Estado.

Contexto COVID-19

Mientras que, con la llegada de la pandemia de COVID-19 al país, la información sobre la enfermedad se centralizó y hubo señalamientos hacia quienes cuestionaron o contradijeron la versión oficial, con amenazas por parte de funcionarios del Estado hacia periodistas, personal de salud y académicos.

Desde el 16 de marzo en adelante, Espacio Público contabilizó al menos 105 casos y 250 de las 965 violaciones vinculadas directamente a la pandemia, desde detenciones arbitrarias por publicaciones en redes sociales referentes a posibles casos de coronavirus, hasta bloqueos de páginas web que informaban sobre el curso de la enfermedad.

41% de las violaciones vinculadas a la COVID-19 fueron intimidaciones, 22% casos de censura, 12% fueron amenazas, 11% hostigamientos judiciales, 7% restricciones administrativas, 4% de hostigamientos verbales y 3% de agresiones. Periodistas (39%) y particulares (16%) fueron las principales víctimas de violaciones.

Víctimas y mayor presencia en internet

En total, Espacio Público registró al menos 539 víctimas directas de violaciones del derecho a la libertad de expresión: 51% de ellas son periodistas o reporteros, 11% son medios de comunicación, 8% particulares, 7% páginas o plataformas web, 5% corresponde a la ciudadanía en general y otro 5% a reporteros gráficos, 3% son camarógrafos o técnicos, 2% trabajadores de la salud, 2% miembros de ONG y 1% conductores.

Al menos en 31 ocasiones, la Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (CANTV) estuvo involucrada en restricciones a contenidos web e impidió, en 10 ocasiones, que la ciudadanía tuviera acceso a información mediante internet por las fallas de conectividad.

ORGANISMOS EN VENEZUELA ALZARON SUS DENUNCIAS TRAS ESTUDIOS

Entre los medios afectados por el régimen venezolano estuvo EVTV.
Datos de violación hacia 77 portales digitales venezolanos
  • 27 ataques que afectaron  a periodistas y a los servidores de medios de comunicación
  • 25 por denuncias de bloqueos a plataformas digitales informativas y redes sociales
  • 23 restricciones a la expresión en línea
  • 2 casos por limitaciones de privacidad
Proveedores públicos y privados bloqueados – Cantv, Movilnet, Digital y Movistar

636 violaciones a la libre expresión e información en entornos tradicionales y digitales

Según IPYSve para el 2020 se registraron:

  • 338 agresiones y ataques
  • 102 uso abusivo del poder estatal
  • 62 limitaciones de acceso a la información pública
  • 48 detenciones arbitrarias que provocaron: 3 desapariciones forzadas, 2 asesinatos y un intento de asesinato
  • 29 acciones legales ya administrativas
  • 27 ataques
  • 25 bloqueos
  • 23 restricciones a la expresión
  • 13 censura previa
  • 12 censura interna
  • 2 limitaciones a la privacidad

Debido a estos números, las profesiones dentro del ámbito comunicacional, los de mayores incidencias son:

  • 194 reporteros
  • 31 reportero gráfico
  • 22 locutor
  • 22 directivo de medio
  • 19 camarógrafo
  • 7 chofer
  • 6 conductos de TV

TOTAL DE VÍCTIMAS: 325 PERSONAS, 125 HOMBRES Y 130 MUJERES

En Venezuela la “libertad de prensa” está quedando en el olvido como un concepto efímero, en el que la dictadura de Maduro solo la ve como un ataque contra ellos.

Cada año, el hostigamiento hacia quienes ejercen con la información aumenta cada vez más, y aunque la población venezolana cuenta con redes sociales, estos también pueden ser usados por “desinformación” o incluso, ni siquiera podrían ingresar por falta de conectividad.

Cabe acotar que, el régimen expresó su mayor miedo contra los medios de comunicación, recientemente, cuando emitió que estaría evaluando la posibilidad de bloquearle a los venezolanos el acceso a la red social de Twitter.

¿Libertad de prensa o de expresión en Venezuela?, la respuesta se observa con el poco alcance  de las noticias en el país en cada portal web.