EVTV
EE.UU

Exactriz porno Stormy Daniels se dice «orgullosa» de la imputación de Trump

Stormy Daniels, la exestrella del porno que provocó la primera inculpación de Donald Trump, dijo en una entrevista con el diario británico The Times que se sentía «orgullosa» por la imputación, que demuestra que el expresidente estadounidense «ya no es intocable».

«Estoy orgullosa», dijo Daniels, de 44 años, entrevistada en un lugar de Estados Unidos no revelado por el diario. «Trump ya no es intocable».

Esta antigua actriz de películas para adultos aseguró al Times que la imputación del jueves contra el exmandatario republicano era «monumental y épica».

«La otra parte de esto es que va a seguir dividiendo a la gente y haciendo que se levante en armas. [Trump] ya se ha salido con la suya incitando disturbios y provocando muerte y destrucción».

«Sea cual sea el resultado, va a provocar violencia y habrá heridos y muerte», advirtió.

De nombre real Stephanie Clifford, Stormy Daniels alega que mantuvo relaciones sexuales con Trump en 2006, solo meses después de que la tercera esposa del magnate, Melania, diera a luz a su hijo Barron.

Un gran jurado de Nueva York acusó a Trump de cargos penales por un pago de 130.000 dólares en efectivo a Daniels para comprar su silencio durante la campaña presidencial de 2016.

El caso legal que ahora debe dirimirse es si el pago cuenta como contribución ilícita a su campaña.

Previendo su inculpación, hace días el propio Trump convocó protestas, advirtiendo que podrían desembocar en «muerte y destrucción potencial» en el país.

En la entrevista, Daniels admitió estar asustada «por primera vez» desde que empezó el proceso, debido a que «el propio Trump está incitando a la violencia y alentándola».

Aseguró que en las primeras horas posteriores a que se hiciera pública la imputación, recibió amenazas de extrema violencia y de muerte en sus redes sociales, por teléfono y por email.

«Sólo hace falta un seguidor loco que crea que está haciendo el trabajo de Dios o protegiendo la democracia», afirmó, en alusión a que podrían intentar agredirla físicamente.

La exactriz reveló que testificará ante el tribunal contra Trump si así se lo solicitan, aunque hasta ahora no había sido el caso.

«Lo vi desnudo. De ninguna manera podría dar más miedo con la ropa puesta», aseguró.

«No tengo miedo, no tengo nada que esconder y tengo ganas de contarle a todo el mundo lo que sé».

La investigación judicial iniciada en Nueva York es la primera que conduce a cargos, de tres investigaciones importantes sobre el expresidente multimillonario, que busca volver al poder en 2024.

Daniel dijo a The Times que la imputación era una «reivindicación» para ella. «Pero es agridulce. Ha hecho cosas mucho peores por las que tendría que haber caído antes».

AFP