EVTV
Destacados

Grupo de OEA recomienda «tregua política» y «diálogo» en Perú en busca de salida a la crisis

El grupo de alto nivel de la Organización de los Estados Americanos (OEA) recomienda «una tregua política» en Perú mientras se busca «encauzar un diálogo formal» para alcanzar una salida a la crisis política, en un informe preliminar dado a conocer este jueves.

Perú atraviesa una grave crisis debido al enfrentamiento entre el Parlamento, controlado por la derecha, y el gobierno izquierdista de Pedro Castillo, a quien la fiscalía investiga por presunta corrupción.

Este grupo, que visitó Perú del 20 al 23 de noviembre, desgranó sus recomendaciones durante un Consejo Permanente, órgano ejecutivo de la OEA, en Washington, horas antes de que el Parlamento peruano debata una moción de destitución de Castillo por su supuesta «incapacidad moral» para ejercer el cargo.

Durante su estancia en el país el grupo mantuvo 29 reuniones y constató que «cada poder del Estado responsabiliza a los demás de provocar la falta de gobernabilidad», afirmó su portavoz Eladio Loizaga.

Compuesta esencialmente por cancilleres de varios países latinoamericanos, la misión escuchó asimismo «con preocupación expresiones como: en Perú hay un pronóstico reservado y la democracia peruana está en cuidados intensivos», añadió.

Ante este panorama el grupo aconseja «encauzar» un «diálogo formal entre presidencia, legislativos, altas cortes, representantes, partidos políticos y miembros de la sociedad civil, libre de condicionamientos».

Este diálogo podría contar con el apoyo de «un tercero» o de «organizaciones internacionales».

Y mientras se pone en marcha propone «iniciar una tregua política» para asegurar la gobernabilidad en el país, que tuvo cinco presidentes y tres parlamentos desde 2016.

Los políticos deben fomentar «un clima de tranquilidad, para avanzar en el diálogo y la conducción de procesos judiciales, que deben seguir su curso», estiman.

Pero recuerdan que «si se presenta un impasse entre los poderes del Estado corresponde actuar al tribunal Constitucional», que es el guardián de la carta magna.

La misión de la OEA considera asimismo importante que en el marco «del diálogo nacional» se aborde el racismo y la discriminación y llama a «ejercer la libertad de expresión con un sentido constructivo, responsable, imparcial».

El ministro peruano de Relaciones Exteriores, César Landa, hizo uso de la palabra para decir que el poder ejecutivo «ha tomado debida nota», tiene una «predisposición positiva» y confía en que el resto de las instituciones hagan lo propio «por el bien de nuestro país».

Estas recomendaciones se analizarán en un próximo Consejo Permanente para votar una resolución sobre una «tregua de cien días», afirmó por su parte el secretario general de la OEA, Luis Almagro, «consciente de que es el comienzo de un trabajo».

Por eso, dice, las partes políticas en Perú «deberían abstenerse de innovar» y realizar actos que afecten a «la institucionalidad actual».

AFP.