EVTV
Internacionales

Una nueva colada del volcán de La Palma podría crear otro delta sobre el mar

La reactivación de una de las coladas de lava que manan del volcán de la Cumbre Vieja, en la isla española de La Palma, acercó el flujo de magma a apenas 300 metros del mar, por lo que podría, si efectivamente llega al oceáno, crear un nuevo delta lávico.

Otra de las coladas de lava del volcán en erupción desde el pasado 19 se septiembre, alcanzó la costa nueve días después y fue formando un delta o «fajana» que ya tiene una extensión superior a las 34 hectáreas según los últimos cálculos.

Ahora otra colada, la que discurre de norte a oeste tras desbordarse el lago de lava del volcán de Cumbre Vieja se acerca al mar en otra zona de la isla denominada playa del Perdido, donde podría repertise el fenómeno.

Esa llegada al mar sería positiva para que la lava drene y produzca el menor impacto en tierra, según Miguel Ángel Morcuende, director técnico del Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca), el organismo que supervisa la erupción del volcán.

La portavoz científica de esa misma institución, María José Blanco, señaló hoy que según las estimaciones obtenidas por satélite hasta ayer el volcán había emitido ya un volumen de magma de unos 75 millones de metros cúbicos.

Además, la altura del penacho de ceniza y gases ha aumentado hasta los 4.000 metros y al menos en las próximas 72 horas su posición puede afectar a las operaciones en el aeropuerto de La Palma, como ocurrió la semana pasada, cuando quedó inoperativo a causa de las cenizas.Además, la altura del penacho de ceniza y gases ha aumentado hasta los 4.000 metros y al menos en las próximas 72 horas su posición puede afectar a las operaciones en el aeropuerto de La Palma, como ocurrió la semana pasada, cuando quedó inoperativo a causa de las cenizas.