EVTV
Ucrania

Zelenski visitó región de Ucrania asediada por las tropas rusas

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, visitó este martes a una localidad del este de Ucrania, cerca de Bajmut, donde las fuerzas de Kyiv libran desde hace meses una difícil batalla contra las tropas rusas.

Zelenski apareció en la entrada de la ciudad de Sloviansk y envió un saludo «desde el fondo del corazón» a los militares ucranianos en ocasión del Día de las Fuerzas Armadas, según un video publicado en redes sociales.

«El este de Ucrania es hoy el frente más difícil. Y me siento honrado de estar aquí ahora con nuestras tropas defensoras en el Donbás. Creo que la próxima vez nos reuniremos en nuestras Donetsk y Lugansk ucranianas y también en Crimea», afirmó.

Las provincias de Donetsk y Lugansk forman la región del Donbás, controlada en parte por los separatistas prorrusos desde 2014, año en el que Rusia se anexionó la península de Crimea.

Moscú desea controlar la totalidad de esa cuenca minera, donde actualmente se centran los combates, después de una contraofensiva que le permitió a Kyiv reconquistar Jersón (sur) tras casi nueve meses de ocupación rusa.

No es la primera vez que Zelenski se muestra en localidades cercanas al frente de batalla. Cuando visitó Jersón, después de su reconquista, aseguró que esa victoria ucraniana representaba «el inicio del final de la guerra».

El repliegue de las tropas rusas en Jersón representó el último gran revés de la ofensiva lanzada por el presidente ruso, Vladimir Putin, el 24 de febrero, contra la exrepública soviética.

Sloviansk, unos 130 km al norte de Donetsk, es una ciudad simbólica porque estuvo ocupada durante varios meses por separatistas prorrusos en 2014 antes de ser recuperada por las fuerzas ucranianas.

La urbe se sitúa también a unos 45 kilómetros de Bajmut, que Moscú intenta conquistar desde el verano boreal.

Más al sur, en la ciudad de Donetsk, el alcalde nombrado por Moscú, Alexéi Kulemzin, informó que al menos seis personas murieron el martes por los bombardeos ucranianos.

– Ataques con drones contra Rusia –

Putin convocó el martes a su Consejo de Seguridad después de que se registraran bombardeos con drones ucranianos en territorio ruso, según el Kremlin.

El mandatario ruso discutió de la «seguridad interior» de su país con altos oficiales, agregó el reporte. El objetivo era tomar las medidas «necesarias» para hacer frente a los últimos ataques, que según la presidencia, vienen de Ucrania.

En Washington, el portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Ned Price, se distanció de ese ataque.

«No permitimos que Ucrania organice ataques más allá de sus fronteras, no animamos a Ucrania a lanzar ataques más allá de sus fronteras», aseguró.

Horas antes, las autoridades rusas dijeron que un dron había atacado un aeródromo en la región de Kursk, en la frontera con Ucrania.

El día anterior se registraron acciones similares contra otras dos bases aéreas, una en la región de Riazán y otra en la de Saratov, donde está la base de Engels. Ambos recintos se encuentran a cientos de kilómetros de la frontera con Ucrania.

Engels es una base para la aviación estratégica de Rusia que, según Kyiv, ha sido usada para atacar Ucrania.

– «Aplastar» a Ucrania –

Los ataques con drones se dieron después de una oleada de bombardeos rusos contra las instalaciones energéticas de Ucrania, que han dejado sin electricidad a millones de personas, coincidiendo con las primeras nevadas.

Rusia volvió a bombardear ese tipo de infraestructuras el lunes. Moscú responsabiliza a Kyiv de los ataques por negarse a aceptar las exigencias rusas.

Estos ataques están provocando «un nuevo nivel de necesidad» para la población, declaró en Nueva York Martin Griffiths, el director de la agencia humanitaria de la ONU.

El ministro ruso de Defensa, Serguéi Shoigú, aseguró que sus fuerzas estaban utilizando armas de largo alcance y precisión para atacar instalaciones vinculadas al ejército y «aplastar el potencial militar de Ucrania».

El ministerio ruso también anunció el regreso de 60 militares que estaban detenidos en Ucrania, en el último canje de prisioneros entre ambos países.

AFP.